Finaliza, sin incidentes, el traslado de los 180 reclusos de Tarragona a la nueva prisión

Un amplio dispositivo de seguridad, con unos 60 agentes y autocares policiales de 12 plazas, han conducido a los 180 reclusos por diferentes rutas

Dos vehículos de Mossos d’Esquadra que harán el traslado de internos, esperan la salida de los presos en un lateral de la prisión de Tarragona. (Roger Segura – ACN)

SARA SANS, Tarragona 24/11/2015 10:55 | Actualizado a 24/11/2015 19:13

Minutos antes de las cuatro de la tarde de este martes ha finalizado, sin incidentes, el traslado de los 180 presos de la vieja prisión de Tarragona al n uevo centro penitenciario de Mas Enric, ubicado a unos diez kilómetros de la ciudad, en el municipio vecino de El Catllar.

El dispositivo para trasladarlos ha comenzado a las ocho de la mañana en medio de fuertes medidas de seguridad. Por parejas, los internos han cruzado las puertas del centro penitenciario, en medio de un cordón policial, y han ido subiendo al camión-autocar policial. Los Mossos d’Esquadra han gestionado el traslado con camiones de doce plazas que, escoltados por vehículos policiales, han usado dos rutas distintas.

Unos sesenta funcionarios han participado en el operativo. “No se ha producido ninguna incidencia, incluso nos hemos avanzado al horario que habíamos planificado”, ha explicado a las 11 de la mañana el director de la prisión, Francesc Romero. Por entonces 75 presos ya habían ingresado en Mas Enric. Para agilizar el traslado, durante la semana pasada los presos prepararon sus pertenencias, que fueron revisadas y trasladadas al nuevo centro penitenciario.

Mas Enric se ha puesto en marcha con la apertura de tres módulos generales, el de jóvenes y mujeres, y los departamentos de régimen especial, enfermería y el edificio de actividades y talleres. En esta primera fase, la prisión se pone en marcha con los 180 presos procedentes de la prisión de Tarragona y a partir de Navidad empezarán a llegar los aproximadamente 200 presos de Tarragona que ahora están ingresados en otros centros de Catalunya.

En marzo se abrirán dos módulos más y a partir de 2017, con la apertura de los últimos dos módulos, Mas Enric ya funcionará a pleno rendimiento. Actualmente la prisión, con capacidad para hasta mil presos, cuenta con 288 trabajadores, de los que 120 proceden de la prisión de Tarragona y el resto de otros centros penitenciarios catalanes.

Según el Departament de Justícia, con la puesta en marcha de la cárcel de El Catllar queda la mejor ratio de internos-trabajadores de los últimos años. Según los datos acumulados, en enero de 2011 había 10.520 presos en Catalunya, a los que atendían 5.058 trabajadores (2,08 internos por funcionario), mientras que ahora, con 8.942 internos y 5.063 trabajadores, la ratio queda en 1,77.

lavanguardia.com

Esta entrada fue publicada en Noticias. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.